domingo, noviembre 30, 2008

Arroz Socarrat

Apenas queda media hora para que arribe el día de mañana. Con él se agotan mis últimos momentos como veinteañero. Cuando leas esto ya seré un señor mayor. Todavía no he plantado un árbol, ni he tenido un retoño, ni he escrito ningún libro. Una década que se va y aunque tranquilamente puedo llorar plañideramente sobre todas aquellas cosas que no he hecho, las experiencias perdidas y en resumen los tópicos del advenimiento de la vejez de los que nos sabemos unos pringaos; lo cierto es que soy consciente de que nada significativo va a cambiar de hoy para mañana. Me gustaría poder contar que he pasado mi último finde como joven de veintimuchos haciendo el vándalo quemando contenedores, borracho como un excursionista, follando como un león, dilapidando mi dinero en un viaje absurdo o cualquier otra tontería personal memorable, pero no he hecho nada de eso. En realidad ni siquiera he salido del hogar desde el viernes, en gran parte por miedo al frío polar que ruge en Madrid. Bueno con estas innecesarias palabras me despido de la veintena, esperando que en lo que me quede por vivir haya un resquicio de esperanza para la dignidad. Al menos pido eso.

Me voy a leer unos tebeos de 'Namor el hombre submarino' para hacer el tránsito a medianoche. Hasta la próxima!


- LA GENTE MAYOR TAMBIÉN PUEDE MOLAR.

4 comentarios:

  1. Como ya te he dicho en el feisbuk, los treinta son los nuevos veinte, eso sí, tengo que decirte que el tiempo parece pasar el triple de deprisa, a mí el año que viene ya se me echan encima los treinta y cinco, y eso sí que ya suena como La Última Frontera de Star Trek...de todas formas, molt's d'anys, amic Pableras, y suscribo lo que la gente mayor también puede molar. Será mejor que empecemos a creérnoslo.

    ResponderEliminar
  2. Me rebelo ante esas batallitas de abuelo que has contado. ¡Nosotros, los jóvenes nacidos en la década de los 80, heredaremos el mundo!

    ResponderEliminar
  3. ¡Feliz nueva década, Señor Gamo! Como recién ingresado en otra década que soy, le deseo mucha suerte: yo de la suya actual ya ni me acuerdo...

    ResponderEliminar
  4. A mi me gusta el número 30 como edad. 25, 30 y pocos números me gustan tanto.

    ResponderEliminar

Lo + seguido