lunes, febrero 20, 2006

Une saison volée

Lunes, mierda para que desayunes. El día en que las miserias laborales vuelven plenamente con sus engranajes, rodamientos, etcetera y observamos cuando cae el sol como los auxiliares administrativos atiborran los vagones del metro y que en vez de epatar al personal leyendo un ejemplar del 'Mein Kampf' o un ejemplar del 23 Abril de 1976 del diario 'El caso' o un manual títulado 'Aprenda a hacer Dioramas'... se dedican como clones a leer su ejemplar de Elpaissemanal del dia de ayer; en mi opinión un habito que podría calificarse como el grado sumo de mediocridad hispana. Es decir lo mismo de siempre.


Tengo un par de post pendientes que espero colgar en los próximos días, pero hoy por rellenar explicare una cosa que me impacto ayer mientras estábamos de cañas por las cercanías del Rastro. Y donde acudimos los costras de siempre para departir sobre nuestras filias, fobias y demás. Iñ. tuvo a bien acompañarse de una pareja de amigos suyos de la parcela de extrarradio que le corresponde (Collado Villalba). Como suele suceder cuando alguien externo se une a nuestro macrocosmos de información inútil y variopintos prejuicios, estos se sienten ya sea fascinados, o bien repelidos, o bien abrumados. En cualquier caso las reacciones siempre chanan taco. Así que mientras comentábamos alegremente cualquier frivolidad sobre películas guays, series de tv minoritarias, detalles intrascendentes sobre tebeos leídos hace diez años o himnos de grupos muertosdehambre de indie-pop nacional o pergeñando viajes findesemaneros a soñadas ferias sobre clicks de playmobil... la chica de la pareja manifestó en varias ocasiones, disculpándose por su desconocimiento de las moñadas de las que hablábamos, que en comparación su vida estaba muy vacía. ¡Bendita inocencia!


Yo se bien por mi limitada experiencia del mundo que esa chica también tendrá sus propias excentricidades que escarbando un poco saldrían a la luz y seguramente nos dejarían boquiabiertos a los ayer presentes. Pero ella sintiéndose abrumada por toda nuestra fluidez verbal (capacidad de soltar basura) creyó equivocadamente que se estaba perdiendo algo importante en su vida, cuando la cruda realidad es que estas cosas se buscan y se aprenden para llenar los auténticos vacíos, que al menos yo tengo en mi vida. ¡Cuánto daría yo por ser realmente una persona convencional y todas las aficiones extravagantes y friquis me sonasen a chino!


Mañana más!

5 comentarios:

  1. Coño!, has nombrado mi pueblo, encuentro norte-sur en el rastro, igualito que en la serie de Patrick Swayze!

    ResponderEliminar
  2. Desde que el Belén de los Clicks está en mi poder algo ha cambiado en mi vida y siento que puede ir a más, así que ya sabéis si necesitáis a alguien que os lleve las maletas....yo voluntaria. Y encima será una feria seria y a lo grande! Y todo el finde hablando de muñecajos y sus miles de accesorios, (que es lo que realmente a mi me parece fascinante).Me imagino los debates al rojo vivo entre los playmovillistas liberales, a favor de clicks gays y muñecas clicks futbolistas ...y los conservadores, a favor de no renovar ni una sola pieza del tradicional barco pirata o el fuerte playmovil, puf ¡!se me ponen los pelos como escarpias solo de pensarlo. Por supuesto no espero tanto de mi como para llegar a vuestro nivel de conocimientos sobre el tema, pero asistir a esa feria tie que ser como poco un privilegiazo.
    V.B

    ResponderEliminar
  3. Dios mio, V.B., pensaba que era la única persona en el mundo que encontraba fascinante el belén de Playmobil. Aunque he de decir que yo le añadí mi muñequito de Spiderman con el traje negro... Y Pablo, no creo que las aficiones frikis sirvan para llenar un vacio existencial (seguro que esa chica también lo siente a veces). Se tienen porque molan.

    ResponderEliminar
  4. La verdad es que los dos se encuentran en una pequeña crisis existencial, es lo que tiene estar de opositores en el paro, pero quedaron fascinados y a la vuelta el comentario fue "leeis demasiados tebeos"

    Pero se lo pasaron muy bien.

    ResponderEliminar
  5. Amiga tartaleta: a partir de ahora como si me tratase de un conjunto musical en si gira de conciertos nombrase la ciudad donde se encuentran para ganarse el favor del fandom, me dedicare a colar nombres de localidades al azar para lograr el mismo efecto!

    Querida V.B. No se porque supone un grado de experto en clicks que no corresponde, me temo que poco más se sobre esta fascinante materia de lo que usted misma ya domina. Lo que si tengo es una enorme predisposición a saber más! Anotado queda su ofrecimiento para cargar maletas si hacemos dicha excursión.


    Compañero callejón Yo creo que todos los que tenemos ese belén definitivo... sufrimos esa suerte de fascinanción. Mi Sanjosé lleva tabla de surf!


    Bello Iñaki Bien sabes que me hubiese ido hasta Villalba por cotillear la conversación del viaje de vuelta, a cambio de eso nos fuimos a merendar al Vips, que tampoco esta mal tapiñarse unas tortitas con nata.

    ResponderEliminar

Lo + seguido