martes, marzo 08, 2005

Working guy

Día de la mujer trabajadora. Otro día de celebración ficticio, y profundamente injusto. En este caso no ha sido ideado por las altas esferas de El Corte Inglés para sacarnos la pasta, sino que lo será seguramente idea de alguna secreta logia judeo-masónica de contertulios radiofónicos con el fin de tener otro día al año para comentar una sarta de sandeces pre-establecidas y no tener que currarse ningún guión.


Mi empresa ha tenido el detalle de regalar una rosa a todas las empleadas con una nota diciendo: "gracias por tu trabajo". ¿Pero qué coño es esto? Yo que soy de naturaleza profundamente envidiosa, me pregunto ¿a que viene esto? ¿Y para mí qué?
Sí la justicia existiese en este mundo esperaría que la superjefa se acerque en breve a mi puesto con un farias con un mensaje de ánimo en la vitola que rece algo como: Eres el puto amo. Me temo que no será así...


Además me he jodido la espalda por estar sentado tol día en una mala postura... Dios como me duele!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Lo + seguido